sábado, 23 de julio de 2011

Atentado en Oslo

Yo nunca creí que iba a vivir para presenciar esto de primera fuente.

Ayer, a eso de las 15:15 de la tarde estaba tomando el bus para ir camino al trabajo de mi novio, donde nos ibamos a juntar para ir al centro de Oslo porque el pobre se había daniado los pies con un par de zapatos que se compró y necesitaba urgente unos nuevos. Nosotros ya vendimos el departamento que teníamos y estamos viviendo por el momento en el centro de Oslo, al lado del Hospital de Ullevål (donde a todo esto, nací). En eso que iba en el bus ví ambulancias pasar, pero no puse atención. Al llegar al trabajo de mi novio, que está a una distancia prudente del centro, revisamos las noticias por internet cuando vemos que informan que una bomba ha explotado en el complejo de las oficinas de Gobierno, en Youngstorget, y que la noticia estaba siendo desarrollada. Pensé que podía ser una fuga de gas, pero en esos edificios no se usa gas.

Nos quedamos especulando y alguien comentó: "Es obvio que son los iraníes o los afganos que nos odian" y yo respondí: "Cómo sabes que no es noruego?" "Es que la lógica dice que tiene que ser alguien que nos odia" y no quise sumirme en alguna dicusión estúpida, pero sabía que algo estaba mal:
-En primer lugar, los terroristas islámicos se han caracterizado (y con esto hablo de Nueva York, Londres y Madrid) de atacar sitios concurridos y matar a la mayor cantidad de personas posibles, es decir causar la mayor conmoción posible y el mayor danio. Por eso no me calzaba que a la hora en que todas las oficinas públicas están cerrando y en medio de las vacaciones alguien pusiera una bomba. Parecía más un ataque político.
-En segundo lugar, me pareció demasiado que la prensa internacional ya hablara de ataques terroristas del tipo islámico sólo poco minutos después del ataque. No habían pasado 30 minutos antes de que se nombrara a Al-Qaida y cuanta cosa más.

Decidimos esperar antes de bajar al centro. Las tiendas del centro estaban aparentemente todas cerradas y el perímetro estaba cercado. Me parece impactante pensar que siempre paso por el mismo lugar donde fue el atentado y los lugares aledanios eran tránsito obligatorio cuando vivía en el otro departamento, porque ahí tenía que tomar el bus. Todos los ventanales se rompieron y todo el sector se acordonó.
Habíamos reservado y pagado entradas al cine, para ver Harry Potter y como el cine al que ibamos a ir quedaba algo más lejos del lugar del atentado quisimos aprovechar e ir. Bajamos al centro. De repente chispeaba, y hacía un calor sofocante. El día estaba horriblemente gris y la poca gente que andaba en las calles traía caras largas y de preocupación. Demás está decir que tuvimos que devolvernos, ya que la policía había pedido que evacuaran todos los cines, por lo que tuvimos que pedir otra entrada y considerar volver otro día. A todo esto, habíamos ido revisando las noticias en el celular y nos habíamos enterado que un hombre disfrazado de policía había entrado a un campamento de verano de jóvenes simpatizantes del Partido Laboral de Noruega, y habría abierto fuego. Este campamento se encontraba en una isla en la provincia de Akershus, no muy lejos de Oslo, llamada Utøya. Nada más se sabía hasta el momento.

Fue cuando me quedó clarísimo que este atentado terrorista tenía motivación política. Atacar las oficinas de gobierno, que a todo esto son representantes del Partido Laboral, y luego atacar a jóvenes del mismo partido parecía tener un motivo político.

Al llegar al departamento habían guardias rodeando el hospital que nos preguntaron a dónde íbamos. Se supone que también habían policías y militares armados resguardando y cuidando por temor a que alguien atentara contra el propio hospital a dónde habían llegado muchas de las víctimas del episodio de Utøya.

Lo primero que hicimos fue prender la Tv y ver las noticias. Los periodistas ya estaban instalados cerca de Utøya. Una corresponsal dijo que el hombre que había sido avistado tenía aspecto "nórdico" (me imagino a que se refería a un hombre rubio, noruego). No me acuerdo si era en BBC o CNN, salió un tipo "experto en terrorismo" diciendo que era OBVIO que era Al-Qaida "Rubio? noooo si los musulmanes igual recrutan gente rubia para perpetrar sus actos terroristas" Estupidez más grande, los analistas políticos de hoy en día hacen cualquier cosa menos analizar.
Hasta el momento en que escribo que el diario La Tercera de Chile tiene como titular que los autores del atentado es un "grupo antisistema" en fins.

Las conferencias de prensa iban y venían. Ahora habían arrestado al hombre que había disparado a los jóvenes en Utøya, se hablaba de al menos 25-30 muertos (horas más tarde la cifra subió a 85 sólo en Utøya más los muertos en Oslo que fueron 7) el jefe de policía dijo que el hombre arrestado tenía 32 anios, pero cuando un periodista preguntó si el hombre era noruego, el jefe de policía dijo que él aún no podía responder a esa pregunta. Otros periodistas preguntaron por Al-Qaida, el jefe de policía dijo que aún no podían sacar conclusiones de cuales fueron los motivos. La prensa noruega tampoco siguió hablando de musulmanes terroristas, pero la internacional no hacía reparos en asegurar que Al-Qaida tenía la culpa de los ataques.

En la noche el Ministro de Justicia declaró que el detenido en Utøya era noruego, para parar cualquier tipo de especulaciones.

En horas de la maniana apareció en la prensa que el detenido se llamaba Anders Behring Breivik, de 32 anios, fánatico religioso y de extrema derecha. El tipo había hecho algunos comentarios controversiales en Facebook antes que le cerraran la cuenta y luego abrió otra en la que subía videos de música. Las fotos que había subido a internet mostraban su mejor lado, tomadas profesionalmente al parecer. Seguramente el hombre quería ser famoso y admirado y había puesto su mejor cara para aparecer después en la prensa. La gente que ha interactuado con él asegura que era un tipo de ideas raras y que nadie lo pescaba mucho. Leí algunos de sus comentarios y muchos de ellos iban en ataque a los musulmanes por considerarlos "terroristas", además odiaba al Gobierno por tener políticas que promueven el multiculturalismo. Behring Breivik quería instaurar un partido político conservador en Noruega y volver al catolicismo.

Lo que sí encuentro conmovedor es ver a través de Facebook y otros medios cómo la población noruega se ha unido en este momento de dolor y que por lo menos por esta vez hayan olvidado las "diferencias culturales" y que en estos momentos podemos unirnos y ser un "nosotros". Es raro que en los primeros minutos después del ataque, los extremistas comentaban: "Sáquenlos (a los musulmanes) del país" y al encontrarse con que el terrorista era "rubio de ojos azules, noruego, nacido y criado en los barrios high class de Oslo" se hayan dado cuenta de que cualquiera puede ser "el enemigo". Ya no se trata de los morenos contra los blancos, pero de "los buenos, los tolerantes", contra "los dementes que odian".

Sigue habiendo caos. Hoy bajamos al centro ya que la policía levantó la alarma de bombas. Se veía todo muy raro, el ambiente estaba como para tocarlo. Mucha gente, turistas y prensa estaban sacando fotos de los lugares más afectados. El acceso a los edificios del Gobierno sigue cortado y militares armados hacen guardia. Muchas tiendas están cerradas y se veían muchas camionetas de intaladores de vitrinas reparando vitrinas a diestra y siniestra. Los vidrios que explotaron seguían en el suelo. La gente anda como en estado de letargia, muy pocos son los que conversan, más se ve gente leyendo las noticias en el diario o el celular. Se nota que hay dolor y preocupación, Cómo salimos de ésta?

Tengo pena por los jóvenes que murieron en Utøya, que desesperados se lanzaron al mar para escapar, muchos de ellos fueron disparados y sus cuerpos aun están a orillas de la isla. No me imagino la angustia de sus familias y amigos. Muchos todavía no han oído nada sobre ellos y han estado toda la noche esperando por una respuesta, asumiendo que sus hijos seguramente están muertos. Veo fuera del hospital a madres preocupadas con cara de haber desgastado el llanto. Me mortifica porque uno se da cuenta que uno no tiene la vida comprada y cualquier cosa puede pasar, incluso a la gente que es joven y no tendría porque morir. Nos hace romper la burbuja en que vivimos y hace que muchos otros se miren en el espejo y reflexionen acerca de sus prejuicios y de las cosas que posiblemente hemos hecho mal como sociedad.

Perdonen las faltas de ortografía, pero voy saliendo al centro nuevamente, y estoy apurada. En estos momentos la gente está dejando velas en la calle y flores en memoria de las víctimas.

Ojalá que algún día los familiares de las víctimas encuentren consuelo y paz y que podamos aprender de este horrible evento.

7 comentarios:

Ely dijo...

La verdad que esto es terrible, nunca he entendido la maldad en la gente, eso no justifica ninguna razón de hacer maldad.
Cuidate mucho!

M dijo...

sabes que yo tambien dije lo mismo, que no eran "musulmanes" los terroristas, por la forma y los pocos muertos... y luego cuando empezaron los disparos y no se sabia quien era, dije "es un noruego milico nazi"... pero nadie me creia, decian que TENIA que ser un extranjero...

que terrible todo esto :( y que bueno que ustedes esten bien

Lily dijo...

Que bueno que estes bien, y bueno gente loca hay en todo el mundo...

Lo terrible de la violencia es que te acostumbras a tal caso que lo ves como algo normal....

Que bueno que todo el pueblo Noruego, esté unido.

Saludos

Päblo dijo...

Me molestó muchísimo que apenas se supiera del atentado, en USA se publicaran columnas justificando el aumento en gasto de defensa, debido a la amenaza del islam y blah. Estúpidos. Tienes un punto buenísimo: los analistas lo menos que han hecho es analizar. Había una gran diferencia entre los atentados más masivos (New York, Londres, Madrid) y éste. Aunque bueno, con el paso de las horas un grupo islamista se lo atribuyó, pero antes de eso muchos periodistas ya habían hecho sus juicios.

En fin. Con esto nos damos cuenta de que nadie está libre de la locura de otro. Como con lo del metro aquí en Stgo, pero a escala. Algo triste también, como leí hoy en twitter, es que murió gente muy joven que creía en la política, murió gente que probablemente quería usar su vida para producir algún impacto importante en su sociedad. Bueno, y aunque no fuera así, es triste igual.

En fin, ya te lo dije, me alegra muchísimo que estés bien. Puse este link en twitter y G+ por si acaso jaja. Cariños (L).

tiamat_ dijo...

Hola Male! Me meti aqui justamente por el hecho, ayer me informaba al respecto y lei sobre una Natalie chilena que era amiga del responsable, sobre el tema obvio que me parece terrible lo que sucedio, pero queria saber que estabas bien tu :)
Ojala este todo bien en tu vida! (considerando los hechos, me refiero al resto)

Nik neuk dijo...

Al menos demuestra que los extranjeros no son enemigo, sino cualquiera puede serlo.
Que triste todo.

Yalicita dijo...

Super triste cuando me enteré de esto, tanta gente que salió de su casa sin imaginar que sería su último día. Espero que al final los deseos del atacante no se cumplan y que más bien la sociedad noruega abrá los ojos y se de cuenta de los problemas de racismo que existen aunque estén muy soslayados.

Que bueno que vos y tu novio estén bien.